Derribar un drone de 200 dólares con un misil de 3 millones o cómo perder la batalla contra la tecnología

Sabemos bien que los drones se han vuelto herramientas muy útiles dentro de una amplia variedad de disciplinas, su versatilidad hace que estén presentes en tareas de entretenimiento o bien, formen parte de complejas misiones militares. El problema llega cuando no se emplean las herramientas óptimas para neutralizar una posible amenaza.

Esta semana, durante el Simposio de la Asociación de Ejércitos y Fuerzas Globales de los Estados Unidos, el general David Perkins, comandante de la Fuerza y Doctrina del Ejército de los Estados Unidos (TRADOC), dio una conferencia relacionada con las nuevas amenazas a las que se enfrentan las fuerzas armadas. Y aquí dio a conocer un hecho increíble que sirve para ejemplificar esta situación, ya que uno de sus aliados derribó un drone casero usando un potente, y costosísimo, misil Patriot.

El problema de no contar con herramientas adecuadas

El general no especificó qué país había tomado esta decisión, y sólo se limitó a exponer las dificultades a las que se enfrentan los ejércitos hoy día, ya que no se cuestiona la eficacia de este método, se cuestiona el factor económico. Aquí estamos hablando de un drone adquirido en Amazon por cerca de 200 dólares, el cual fue eliminado, al ser una amenaza, por medio de un misil con un valor de 3,4 millones de dólares y un peso de más de 680 kilogramos.

¿Por qué esta decisión? Porque así lo dicta el protocolo de amenazas áreas y el cual no especifica, porque no ha sido actualizado, qué hacer en caso de la presencia de drones. No hubo dudas ante la reacción, se trataba de una aeronave no identificada, un problema de defensa aérea que tenía que ser neutralizado con armas antiaéreas. Esto significa una importante pérdida económica y una grave vulnerabilidad ante las nuevas herramientas tecnológicas que empiezan a utilizar sus enemigos, lo que se resume en costes operativos para el ejercito.

Sin duda esta acción es un enorme exceso, pero hasta que el ejercito de los Estados Unidos y sus aliados no adquieran nueva tecnología y actualicen los protocolos de reacción, es algo que sus enemigos están empezando a explotar. Perkins señala que se necesita reconocer la naturaleza de la amenaza antes de actuar, por lo que será primordial contar con nuevas soluciones anti-drones, el problema aquí es que muchas de estas soluciones son proyectos en etapa de desarrollo.

Aquí mismo en Xataka hemos hablado de varias de estas soluciones, las cuales van desde las águilas entrenadas, herramientas que causan interferencia en la señal de GPS y lo obligan a aterrizar, hasta redes atrapa drones. El problema es la implementación, la cual debe pasar por un tortuoso trámite burocrático que está ocasionado que el ejercito de los Estados Unidos esté, actualmente, en desventaja.

Vía | Quartz
En Xataka | Cómo ISIS está usando drones y GoPros para bombardear posiciones enemigas

También te recomendamos


El más reciente proyecto de DARPA es un ‘drone de cartón’ (sí, en serio)


¿Por qué en Rusia hay que llevar una cámara en el coche?


El F-35 puede conquistar los cielos sin necesidad de disparar un solo misil


La noticia

Derribar un drone de 200 dólares con un misil de 3 millones o cómo perder la batalla contra la tecnología

fue publicada originalmente en

Xataka

por
Raúl Álvarez

.

Fuente de noticia

Fuente: Derribar un drone de 200 dólares con un misil de 3 millones o cómo perder la batalla contra la tecnología